minorías

Aún existe una minoría de seres humanos, apuntaba Aldo Leopold en A Sand County Almanac (1949), que prefiere ver gansos silvestres en libertad antes que mirar la televisión. Todo indica que aún más exigua es hoy la minoría que prefiere perseguir –pongamos por caso- el momento mágico de un jabalí bañándose en la playa (eso lo vi yo una vez en el Coto de Doñana) frente a seguir el flujo interminable de ciberchistes en el smatphone.